GNARLS BARKLEY

martes, 27 de enero de 2009

TAPÓN EN UN OIDO... ¿O EN OTROS SITIOS?



Hoy un señor, especialista otorrino, me ha acercercado al oido esa temida jeringuilla llena de agua, dispuesto a atravesarme el tímpano con ese chorro a presión que resulta tan desagradable y a la vez alivia tanto al liberarme de algo que ya resultaba pesado y habíamos decidido que no pertenía ya más a mi oido derecho y me ha dado por pensar...


Es difícil y duro liberarnos de las cosas que nos hacen daño y nos paralizan, pero sin embargo, cuando todo pasa, nos damos cuenta de que ese rato tan molesto e incómodo ha merecido la pena...


Lo único complicado es el proceso, ese "rato"... porque, en realidad, ojalá todos esos procesos fueran tan "fáciles" como el minuto en que te atraviesan el tímpano con varios chorros de agua a presión...


Y he seguido reflexionando... ¿No sería práctico y acertado? ¿No resultaría una buenísima idea que uno pudiera pedir cita para ese especialista y decirle:


- "Buenos días, doctor. Venía a que me quite usted este malestar que tengo en el corazoncito ... pero tenga usted cuidado con el chorro de agua a presión, que mi órgano viene ya muy sufrido el pobre..."


U otra situación similar:


-"Buenos días, doctor. Venía a que me quitase esta angustia que se me agarra aquí dentro y no me deja respirar porque tengo un jefe que me tiene agobiait@ perdí@, pero sea usted cuidadoso con el chorro de agua a presión, que vengo muy perjudicait@".


Pero... ¿Dónde hay que dar con el chorrito de agua a presión pa quitarle a uno los agobios por no llegar a final de mes, o por tener a un familiar enfermo, o por ver a un buen amigo que pasa una mala racha sin que tú puedas ayudar mucho...?


Pues sí, todo esto se me ha venido a la cabeza poco después de salir de la consulta del señor otorrino y de cogerle la tripa (cervecera de las buenas), sin querer, llevada por la impresión tras el primer disparo del chorro de agua a presión...

domingo, 25 de enero de 2009

ELLA, QUE ES AFORTUNADA




Ella adoraba su habitación cuando era pequeña. Se entretenía y fascinaba ordenándolo todo, decorándolo todo según su gusto (y nunca el de su madre, que aún así la dejaba hacer). Podía pasarse horas y horas cambiando cosas de sitio y buscándoles otro lugar mejor, donde se las viese bien y luciesen más. De esa forma, no era de sorprender que ella notara al instante cuándo alguien había entrado en su espacio, ya que en seguida se daba cuenta de qué cosa estaba ligeramente movida o fuera de su sitio.

Todo este ritual siempre tenía lugar con su música de fondo, esa música que constituía la banda sonora de su espacio, que siempre estaba ahí tal y como ella la sentía: "Yo y mi música". Así que ella no necesitaba nada más.

Su habitación era su espacio, porque ella anhelaba estar sola, disfrutaba cuando, de repente un día, no había nadie en la casa y podía hacer lo que quisiera... no es que hiciera gran cosa o algo muy distinto, pero era más bien la sensación que esa soledad le proporcionaba, como de libertad intensamente deseada...

Ella ahora es afortunada. En lugar de una habitación tiene algo más grande (aunque no mucho más), tiene un mini-piso donde siente y palpa la libertad, por donde camina o se sienta a medio vestir, si le apetecey donde puede seguir ordenando cosas y poniéndolas a su gusto, donde ella es la única que mantiene el orden y decide donde va cada cosa y donde, si algún visitante casual decidiera tocar o mover ligeramente algo de su sitio, se da cuenta al instante y restaura su estatus original, porque ese orden le transmite seguridad, estabilidad y serenidad.

Todas esas cosas las consigue por sí misma, sin necesidad de nadie más, porque ella es afortunada al tener su sitio, su espacio, el que siempre ha añorado y el que, después de sus esfuerzos, ha quedado coqueto y acogedor.


viernes, 23 de enero de 2009

MI PROPIO JARDÍN




Como bien decía Borges:


"Así que uno planta su propio jardín


y decora su propia alma,


en lugar de esperar


que otros le traigan flores."


Sin embargo, es genial cuando de repente y sin esperarlo, alguien llega y te aporta un detalle para ayudar a plantar tu jardín y a decorar tu alma...

miércoles, 21 de enero de 2009

LA EXPERIENCIA


De un tiempo a esta parte nos venimos quejando de las personas que se cruzan en nuestra vida cargadas con un gran macuto de experiencias a sus espaldas, macuto que pesa bastante, que no siempre contiene cosas necesarias y que les pueden afectar de una manera u otra, hasta el extremo incluso de llegar a los casos que llamamos los "traumatizados" o "tocados"...


Por eso es algo refrescante el cruzarse con gente que aparece como tabula rasa en varios aspectos de su vida, con una mochila vacía, dispuesto a llenarla con experiencias nuevas y frescas, partiendo de cero... Me gusta pensar que esa falta de experiencia no es algo negativo, sino que más que falta de algo, supone gran cantidad de ganas de vivir, ilusión y evolución. Espero no equivocarme...

lunes, 19 de enero de 2009

ISN'T IT IRONIC?

La vida es, a veces, y como cantaba Alanis, más irónica de lo que puedo soportar...

domingo, 18 de enero de 2009

TU SENSIBILIDAD



Hoy me han conmovido tus ojos...


Hacía mucho tiempo que no sentía la necesidad imperiosa de decir " Te quiero"... Y hoy me ha pasado contigo... ¿Tú lo has dicho alguna vez?




Recuerdo mi última relación. Recuerdo cuando al principio temía que él me dijese "Te quiero" porque yo no lo sentía aún y temía no saber que responderle en ese caso... Me decía a mí misma que era demasiado pronto, pero en realidad la cuestión era que nunca llegué a sentirlo de una forma real.




¿Te pasa eso a ti conmigo? No estás deseando verme todo el día, ni piensas en mí todo el día ni estás esperando ansiosamente a que llegue el momento de vernos, y es justo eso lo que quieres, deseas y buscas sentir... ¿No lo sientes porque aún es demasiado pronto o porque nunca llegarás a sentirlo de una forma real?


Mi problema siempre ha sido el no ser capaz de encontrar un hombre que me guste de verdad, me llene de verdad y del que enamorarme de verdad... y justo cuando empiezo a pensar que esta vez podría haberlo encontrado, es él al que yo no le gusto de verdad, o no le lleno de verdad o el que no se enamora de mí de verdad...




La vida es más irónica de lo que puedo soportar...

lunes, 12 de enero de 2009




Algunos días, el salir de la cama debería considerarse ilegal.

domingo, 11 de enero de 2009


PERSONAS QUE DAN EJEMPLO




Mi profesora de aerobic y step del gimnasio, (a la que llamo "la nazi", desde el cariño, por supuesto) es una de esas personas que me dan ejemplo en mi vida...


Entré en ese gimnasio por recomendación de una de mis mejores amigas, cosa que le agradezco enormemente, y me encontré con ella, ¿cómo es ella? A ver cómo la describo...


Mariló es dura pero justa al mismo tiempo, borde pero fina, bruta pero delicada, y un compendio de sentido del humor, optimismo y vitalidad fantásticamente organizado en un todo.


Me enteré, al poco de entrar en el gimnasio, que acababa de superar un cáncer de mama y tal vez por ello encarna esas ganas de vivir, ese vitalismo y positivismo digno de admiración.


Por todas esas cosas, es una de esas personas a las que me gustaría decir: -vámonos de cervecitas y me cuentas la historia de tu vida.- Pienso que podría aprender muchísimo de ella, además de reirme un montón y pasar un rato interesante y divertido.


Como pequeño homenaje a esta gran mujer, aquí dejo algunas de sus frases memorables dignas de ser recordadas e inmortalizadas:


* ¡Esa pierna hay que subirla hasta las tetas, hasta el canalillo!

* ¡Arriba perras!

* ¡Venga, que esto es pa el "Inserso"! ¡Esto es pa los niños!

* ¡Tenéis menos fondo que una lata de anchoas!

* ¡Sois más flojas que el pan Bimbo!

*¡Venga! ¡Que hacéis más paradas que el C4!

* ¡A que saco la espada y te doy en el culo!

* ¡Empuja fuerte, como lo hacías anoche!

* ¡Quiero esa pierna dura y tiesa como una garrota!

* ¡Tenéis más celulitis que las "Tres Gracias" de Rubens!

sábado, 10 de enero de 2009



ESOS BESOS QUE QUITAN "ER SENTÍO".

Me conoces,

te gusto y te atraigo,

te resulto interesante y vitalista,

te resulto sarcástica e inteligente.

Me lo muestras con palabras,

aunque te resulte difícil.

Quieres conocerme más y mejor,

quieres complacerme y agradarme,

seducirme cada mañana,

mimarme y conquistarme.

Me lo muestras con hechos,

porque aquí sobran las palabras.

Para tal fin te adaptas.

Te adaptas a mis manías,

y las respetas a mi manera.

Te adaptas a mi casa,

y la pones más bonita con tus detalles.

Te adaptas a mis gustos,

el ratito que dura la película elegida por mí.

Te adaptas a mi obsesión planificadora,

y haces planes de voluntad propia.

Te adaptas a mis besos,

y los incorporas a los tuyos ya instaurados,

así me das y me devuelves,

esos besos que quitan "er sentío".

PERO...¿QUÉ TE PASA HOY?





Érase una vez un hombre que un buen día se levantó con el pie izquierdo.
Érase una vez un hombre confuso e indeciso.
Quedó en recogerla en su casa para ir al cine. La llamaría cuando hubiese encontrado aparcamiento cerca de su casa, para así, caminar juntos hacia dicho lugar, que se encontraba bastante cerca. Mezcla de pereza y de frío se apoderaron de él e improvisó "sobre la marcha" un plan que intuía mucho mejor: la recogería en coche en su casa para buscar juntos aparcamiento cerca del cine y así y de esta manera comenzó una cadena de contratiempos inverosímiles e inexplicables...
Él: -¡Mierda! ¡El aparcamiento del centro comercial está lleno!
Ella: -No puedo creerlo, nunca he visto este aparcamiento completo... Bueno, a ver si encontramos por aquí fuera...
Él: -Este otro aparcamiento está cerrado....ufff....
Ella: -Bueno, mira, entra en la gasolinera y haces una pirula para volver y no tener que dar la vuelta más lejos...sí, eso es, aquí....aquí! aquí! ¡Qué te la has pasadoooo! Ahora tenemos que llegar lejísimos!!!
Él: -No me gusta hacer pirulas... No te preocupes guapa, que nos metemos por esta calle pequeña, que casualmente me recuerda a una donde me quedé atascado un día llevando a mi abuela.... ¡vaya, hombre! Ahora esta calle no tiene salida... y no podemos dar la vuelta porque es muy estrecha...
Ella: -Pues tendrás que dar marcha atrás... venga, anda, que no llegamos al cine. Si es que hemos quedado con la hora en el culo....en fin....
Él: -¡Joder! Ahora viene un coche y no me deja salir... A ver, capullo, ¿no ves que estoy reculando? ¿que hay salida al fondo? Que no, tío, que ya hemos mirado nosotros...
Ella: -Mira tío, prueba tú, anda, a ver si tú puedes salir por ahí...
Él: -Me echaré a un lado para que pueda pasar el capullo este... aunque no sé cómo pretende caber...
Ella: -Que no va a caber! que nooo! Mira el gilipollas! Pues no que lo que quería era meter el coche en su garaje! Qué morro! Bueno, venga, recula y vámonos de esta calle que me estoy poniendo ya más nerviosa de la cuenta... Por cierto, estás saliendo en contra mano... esta pirula es más gorda que la que te sugería hace ya rato...ejem... ¡Mierdaaa! ¿Qué ha sido esooo?
Él: -¡Hostia! ¡Que le he dado a ese coche y le he hecho un arañazoooo! Ahora tengo que salir y dejarle un papelín con mi nombre y número.. joder! joder! joder!
Ella: -Venga, tranquilízate, si no llegamos al cine, vemos otra en otro sitio...no pasa nada...
Él: -Ya sé! Vamos a aparcar en ese aparcamiento de la otra vez..
......
Ella: -No ha estado mal la película, aunque sí un poco decepcionante...
Él: -Ufff!! Qué pereza ahora tener que buscar aparcamiento cerca de tu casa y encima si aparcamos lejos nos va a tocar caminar y todo con este frío...
Ella: -Si es que nos teníamos que haber quedado con el plan inicial y no el de "sobre la marcha", pero como tú llevas el coche, tú mandas... ejem... Mira! Un hueco! Qué suerte! Te voy a empujar ese coche en doble fila para que puedas aparcar más fácil... Pero...¿Qué haces chiquillo? No te vayas! que tampoco es tan difícil... Desde luego estos hombres modernos que no saben aparcar...
Él: -Vámonos allí donde seguro hay sitio, verás como sí, aunque haya que andar un ratito...
........
Ella: -Bueno, al fin aparcamos por allí donde Cristo perdió el mechero... pero por fín estamos ya cerca de mi casa... anda más rápido que hace frío... oye! oye! eh! eh! qué haces niñooooo? A dónde vas mirandooooo? ¡Que te comes el palo de la señal de prohibido aparcar!
Él: -¡Qué hostia he estado a punto de darme! Es que iba mirando esa tienda y no he visto la señal...
Ella: -Desde luego que no entiendo qué coño te pasa hoy...


DIVINOS EXCESOS DE LAS VACACIONES

Aunque temía por mi vuelta a la realidad rutinaria del trabajo, lo que más temía era la vuelta a las relaciones, anteriormente íntimas, con mi báscula...

Y es que han sido dos semanas divinas, sí, realmente divinas. He viajado, he comido bien y probado cosas nuevas, he bebido buen vino y me he prodigado por muchos sitios excepto por el gimnasio...y he tratado con muchas personas excepto con mi profe del mismo: la "nazi".

Así que ya intuía y temía cuál sería la vuelta a mi estrecha e íntima relación con mi báscula: ¡catastrófica y llena de reproches! Ella me echaría en cara el haber estado tanto tiempo fuera, el haberla abandonado de esa forma, fría y calculadora, sin un previo aviso ni una aclaración, así de repente... y me castigaría con una suma de cuatro kilos añadidos al peso que recordaba del día del abandono, que ahora tendré que volver a perder para, así, seguir perdiendo los que aún, antes de esos fantásticos y maravillosos días de relax y distensión, me quedaban...

Imagino y acepto que lo merezco, prometo ser más buena y responsable la próxima vez e incluso avisar con antelación... pero...

¡QUÉ ME QUITEN LO BAILAOOOOOOOO!

sábado, 3 de enero de 2009

CONFUSIÓN

¿Cómo me gustas más: lejos, en mi pensamiento o cerca, en mi mano?

Me despertaste con caricias (algunas suaves, otras raspaban) y tras un largo paréntesis de confusión, enfado e incertidumbre, vuelvo a despertarme, esta vez en mi cama, sola, a gusto y disfrutando de esa sensación...

Pero... de repente caigo en la cuenta: me dejé mi paraguas en tu coche... ese paragüas debe sentirse como yo: solo, abandonado, sin que nadie acuda en su rescate ni se preocupe por lo que estará pensando o sintiendo...
NO LO ENTIENDO





¿Por qué a algunas personas les cuesta tanto comunicarse?

¿Tanta vergüenza da expresar lo que uno siente?

¿O es, quizás, el miedo a quedarse "desnudo", vulnerable y sensible a lo que le rodea?

¿Por qué es tan difícil decir simplemente lo que uno quiere, desea o espera?

¿Es tan duro ser claro?

¿Podría considerarse inmadurez emocional?

¿Por qué tantísima gente presume de ser clara, directa y sincera cuando sólo unos pocos lo son?

¿Qué estás pensando? ¿Qué pasa ahora mismo por tu cabeza? ¿Qué te impide reaccionar despues de escuchar mis argumentos y explicaciones?

¿Por qué te quedas callado y escondes la cabeza viendo cómo me voy en lugar de detenerme de verdad y comunicarte conmigo?